La App Store de Apple Prohíbe oficialmente la minería de criptomonedas

Tras el muy publicitado retiro por parte de Apple de la aplicación MAC Calendar 2 para la ejecución de una herramienta de minería de criptomonedas en segundo plano, las Directrices de Revisión de la App Store se han actualizado para prohibir explícitamente la minería en dispositivos: en cualquier tipo de aplicación y en todas las plataformas de Apple.

Titulada Cryptocurrencies (criptomonedas), la nueva sección 3.1.5 (b) proporciona cinco reglas claras sobre lo que se permitirá y lo que no en las aplicaciones macOS, iOS, tvOS y watchOS en el futuro.

Wallets (billeteras): las aplicaciones pueden facilitar el almacenamiento de moneda virtual, siempre que las ofrezcan desarrolladores inscritos como organización.

Minería:

las aplicaciones no pueden extraer criptomonedas a menos que el procesamiento se realice fuera del dispositivo (por ejemplo, minería basada en la nube).

Intercambios:

las aplicaciones pueden facilitar transacciones o transmisiones de criptomonedas en un exchange aprobado, siempre que sean ofrecidas por el propio exchange.

Ofertas de Monedas Iniciales:

Las aplicaciones que facilitan Ofertas de Monedas Iniciales (“ICO”), la negociación de futuros de criptomonedas y otras transacciones de criptomonedas o cuasi-valores deben provenir de bancos establecidos, firmas de valores, mercados de comisiones de futuros (“FCM”) u otras instituciones financieras aprobadas y deben cumplir con todas las leyes aplicables.

App:

Las aplicaciones de criptomonedas no pueden ofrecer dinero para completar tareas, como descargar otras aplicaciones, alentar a otros usuarios a descargar, publicar en redes sociales, etc.

Un uzbeko que llevó a cabo un ataque de camión que mató a cinco personas en Suecia el año pasado ha sido condenado a cadena perpetua por crímenes terroristas. Rakhmat Akilov, de 40 años, había expresado su simpatía por el grupo Estado Islámico (IS) antes del ataque en Estocolmo.

Pero los fiscales tuvieron que demostrar que tenía la intención de dañar al estado, ya que IS no dijo que estaba detrás del ataque. Akilov, un solicitante de asilo rechazado, huyó de la escena, pero fue rápidamente arrestado y confesó durante el interrogatorio policial. Dejó Uzbekistán por Suecia en 2014 y buscó residencia allí, pero en diciembre de 2016 le dijeron que tenía cuatro semanas para abandonar el país.

Desapareció y, unos meses antes del ataque, fue puesto en una lista oficial de personas buscadas.

¿Qué Paso?

El 7 de abril del año pasado, Akilov secuestró un camión y lo condujo a gran velocidad por una de las calles comerciales más concurridas de Estocolmo hasta una tienda por departamentos. Cinco personas murieron y otras 10 resultaron heridas en el ataque a Drottninggatan (Queen Street).