De la idea al cómic


Las limitaciones nos las colocamos nosotros mismos. Sí tenemos un sueño, ¿por qué no volverlo una idea, un proyecto, buscarle organización, sentido práctico, pedir ayuda para mejorarlo, producirlo y difundirlo?, en resumen, ¿por qué el miedo?

Una idea no le llega a cualquiera. Le llega a quien expande su mente, no se rige por el qué dirán, reconoce sus defectos y virtudes, asume que debe dejar un legado. Y cuando junta todas esas virtudes, la idea le bendice y se hace realidad.

Todo esto lo pensé cuando vi una joya actual y que sé que perdurará eternamente porque la hicieron para crecer sin limitarse y sabiendo que la picardía es un elemento necesario para muchos de nosotros, se llama mi madrastra comic que se puede conseguir online.

Una obra donde la idea de exponer el potencial vivencial, picaresco, gracioso, excitante y verídico en trazos bien hechos e historias de lujo narrativo, la hacen única entre muchas.

Fue una buena idea que de seguro gustará e inspirará a otras. Por eso les digo, no se limiten. Miren que de una idea se fue al comic y de allí, a la posteridad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies